9 ene. 2012






Un aplauso para los hombres que se enamoran de una sonrisa, y no de un escote.

No hay comentarios:

Publicar un comentario